domingo, 22 de agosto de 2010

Mejor, ver y oír...



Nuestro pasado taller de percusión fue tal y como lo esperábamos: caótico, juerguista y ruidoso, muy ruidoso! Otto nos condujo a través de los instrumentos de percusión por un mundo ancestral para hacernos pasar una tarde en la que padres e hijos disfrutamos como locos. Pero mejor, pasen y vean.

3 comentarios:

joan marc dijo...

qué guay! Enhorabuena CAOS!

otto dijo...

me lo pasé bomba, los niños tienen un ritmo natural, no hay que explicarles casi nada.

Barbara dijo...

Gracias!!! nos lo pasamos en grandecon nuestros peques ; )